sábado, 4 de junio de 2011

Esbozos del Cazador. Ariom entre las brumas

(Asymm'Ariom. El Shar'Akkolom. Esbozo preliminar de J. Charro)

Se despejan las brumas. Se aclaran. Se lleva el viento los hilos, los velos. Aparece ante nosotros, ante mi, el Cazador. Antes de las marcas era elfo. Nunca había visto con tanta nitidez su rostro limpio. Tiene mirada de ave rapaz. Ojos que se clavan en la presa. Tiene espíritu roto por una vida que casi ha olvidado pero que deja huellas. Este es él antes. Este ya no es él. Charro nos invita a disfrutar de una instantánea del pasado. Es como contemplar el eco de su reflejo prendido en la superficie de un lago. Verle es una experiencia sobrecogedora. 

La Flor de Jade como serie ilustrada está siendo un camino de experiencias inhauditas para éste que es responsable de las líneas que leéis. Para vosotros será en el mejor de los casos una experiencia nueva. Para muchos puede significar el encuentro con una cohorte admirable de almas errantes. Descubir a fuego lento el construir de una historia llena de belleza lírica y épica desangrada. Escribirla me ha llevado varias vidas. Ahora, al lado del trabajo arrancado de las tripas de Javier Charro, convertida en una serie que rompe los esquemas de frontera de un libro, lanzada como descarga que le hace sobreponerse a la limitación de unas páginas impresas... se me abre la oportunidad de darlo todo. De regresar al interior de estas almas rotas y anidar de nuevo. Sumar páginas donde ofrecer aspectos que no podían ser expuestos de otro modo. Quizá el viaje que emprendo no lleve a ninguna parte. Quizá la aventura a la que Charro me invita a jugar gracias a la magia de sus colores y trazos sea tan descabellada que quizá por eso merezca desnudarse por completo y sumergirse en ella. Vosotros tendréis siempre la última palabra. Vosotros seréis los que al final de esta batalla donde un escritor y un ilustrador se juegan las almas a los naipes frente al diablo, daréis por buena cada gota de sangre. Por nuestra parte solo nos resta seguir descubriendo aquellos rostros y aquellos secretos que una vez se quedaron el el camino y ahora regresan. Si seguís detrás de los espejos puede que en algún momento también regreséis con ellos.

(Ariom vs AnhkAhra. Lapiz preliminar. Javier Charro)

Publicar un comentario en la entrada